Más de 10.000 espectadores acudieron a las proyecciones y al foro de MiradasDoc

Más de 10.000 espectadores participaron en la agenda de proyecciones y conferencias del foro de MiradasDoc a lo largo de ocho días en el Auditorio de Guía de Isora, el municipio del sur de Tenerife (Islas Canarias) en el que se desarrolla el Festival Internacional de Cine Documental de Guía de Isora MiradasDoc. Para ese público entusiasta que “nos ha acompañado más que nunca” expresó palabras de agradecimiento el director del Festival, Alejandro Krawietz, en la gala de clausura: “no saben lo importante que es para este festival, para un festival de cine documental, para un festival de cine de realidad, para un festival de minorías, saber que contamos con la inmensa minoría”.

 

El éxito de público es uno de los factores más destacados de esta edición, pero no el único. Igualmente podría decirse que 2011 fue para MiradasDoc el año de la selección de películas más atractiva. También podría decirse que la última edición de este festival de cine documental fue la de Galeano; el escritor uruguayo fue el protagonista de su foro, el espacio de reflexión con el público de MiradasDoc. Fue también el año de Guerín, puesto que fue el director al que el festival rindió homenaje, reconocimiento al que el realizador catalán respondió con una semana de estancia en Guía de Isora, participando como profesor invitado en el taller de desarrollo de documentales para realizadores canarios, CreaDoc, e impartiendo una clase magistral para estudiantes de todos los talleres.

 

De la misma manera, la sexta edición de MiradasDoc ha sido la de la ampliación de su escuela, al enriquecer su programa educativo con dos nuevos programas: CreaDoc, un espacio de orientación y acompañamiento del trabajo de documentalistas canarios que preparan un proyecto de documental, y el Taller de crítica, una aspiración de los orígenes del festival, que apunta a la formación de público. Ha sido también el año de la consolidación de MiradasDoc Market como un mercado de referencia a nivel internacional, con la presencia de 22 representantes de distribuidoras y televisiones para comprar o coproducir proyectos.

 

Pero 2011 ha sido también el año de África; el continente protagoniza tres de los siete premios entregados y entre los doce proyectos seleccionados para su promoción a través del mercado se encontraban los de dos directores africanos (Suazilandia y Guinea Ecuatorial) y uno canario con una mirada particular hacia Senegal. La sexta edición de MiradasDoc podría considerarse también la de las mujeres: 19 de las 45 películas de la sección oficial estaban dirigidas por mujeres directoras, y fueron las destinatarias de cuatro de los siete galardones concedidos.

 

Finalmente, la sexta edición de MiradasDoc ha sido la muestra de la vitalidad y el arrojo de la cultura hecha en Canarias en el año de los recortes presupuestarios. Días después del anuncio de la eliminación de fondos para ayudas a la creación y difusión cultural en las Islas, el festival arrancó con una llamada a la defensa de la cultura por parte de su director, “estamos a tiempo”, dijo, “es una responsabilidad de todos”.

 

Tanta diversidad de enfoques, contenidos, actividades, hacen de la sexta edición de MiradasDoc un arcoíris singular, algo más pequeño – pero igual de completo- que el diverso y fulgurante “arcoíris terrestre” del que habló el escritor uruguayo Eduardo Galeano en su encuentro con el público en el Auditorio de Guía de Isora en un día que pasará a la historia del festival y del pueblo que lo acoge en el sur de Tenerife (Islas Canarias).

 

Foro y películas

“Redescubrir el mundo”, “ayudar a la revelación de la realidad” es el papel del cine documental, dijo Galeano en su paso por MiradasDoc, una visita deseada por “la indiscutible relación que hay entre la obra literaria de Eduardo Galeano y el documental”, indicó Krawietz. “Galeano ha estado haciendo el documental al que aspiraba MiradasDoc desde hace años en el ámbito literario, y en esa medida su diálogo con los contenidos de este festival es muy alto”, añadió, para reafirmar que su pensamiento y su literatura son “muy necesarios en estos momentos”.

 

Galeano entró por primera vez en Tenerife a través de la puerta de MiradasDoc y llegó hasta el público cargado de textos inéditos. Con su palabra modesta y aguda el escritor uruguayo leyó partes de su próxima obra, el Libro de los días, y subrayó su identificación con el buen cine documental, el que más le gusta, “porque ayuda al redescubrimiento del arcoíris terrestre, que tiene más colores, más fulgores que el arcoíris celeste”, que hemos dejado de ver por la ceguera provocada por “milenios de racismo, de machismo, de militarismo”.

 

Al reconocimiento de ese arcoíris se sumaron las 83 películas que pasaron por las pantallas de MiradasDoc. Una selección de 45 documentales de altísima calidad fue avalada por jurados de la talla de José Luis Guerín, la directora suiza Marianne Pletscher o la programadora alemana Ulla Rapp, integrantes del jurado internacional. Guerín lo expresó de forma explícita: “estoy muy contento como jurado”, dijo en una de sus intervenciones, “son trabajos muy buenos, muy estimulantes y con propuestas formales arriesgadas”.

 

Junto a los tres ya citados, todos los integrantes de los jurados, los directores Carlos Álvarez, Josep Vilageliu, Mercedes Álvarez y Juan Luis Callau, la productora Ana Sánchez-Gijón y el programador Alessandro Melioli dieron cuenta de la “alta calidad” de la selección, en palabras del experto italiano. “Este año, el jurado, la crítica y el público nos han hecho saber que por la calidad, la variedad y las propuestas elegidas, la selección en sí ya era todo un premio”, se sintetizó en la gala de clausura. Igualmente atractivas para público asistentes han sido las muestras informativas sobre del fútbol, China, Colombia e Irak.

 

Escuela y mercado

La clave de la calidad de una buena producción documental es contar con una buena escuela. Así se expresó el director Josep Vilageliu, integrante del jurado del concurso canario. Una escuela de documentales, precisamente, es lo que construye en Guía de Isora cada año MiradasDoc, con un plan de formación que abarca desde los escolares de EnseñanDoc hasta los profesionales seleccionados para participar en el laboratorio de desarrollo de proyectos documentales CreaDoc. “No hay muchos festivales en el mundo que se puedan comparar con nuestro plan de formación”, que abarca tanto la formación de público como la orientación de los futuros realizadores, aseguró Rolando Díaz, director adjunto del festival y responsable de su área educativa. El director cubano afincado en Tenerife indicó que al concluir la sexta edición de MiradasDoc habrían pasado por esta escuela más de 7.500 personas.

 

Este año, además, será una escuela abierta todo el año: con carácter itinerante llevará el programa EnseñanDoc a las escuelas de Tenerife, con el apoyo del Cabildo insular. La altísima demanda de centros escolares que pidieron participar en las proyecciones matutinas en las que los escolares debaten la película con los directores ha provocado la extensión del programa más allá del calendario del festival. Un calendario más amplio tiene también CreaDoc.

 

La escuela de MiradasDoc cumplió también este año otro sueño, la organización de un taller de crítica, con la asistencia de los mejores profesores imaginables: Eduardo Galeano, José Luis Guerín, Marianne Pletscher y el director del programa El séptimo vicio (de RNE) Javier Tolentino, Alejandro Krawietz y Rolando Díaz. El programa de esta escuela, explicó Díaz, no concluye aquí: dos talleres de especialidades, dirigidos por la realizadora Mercedes Álvarez y el premio Goya al montaje Alejandro Lázaro dieron una oportunidad excelente para profesionales y estudiantes de Imagen y Sonido, que también protagonizan el programa DocExprés para la realización de tres documentales en el plazo de cinco días.

 

Las televisiones europeas acuden a MiradasDoc con objetivos definidos: no se trata de tantear cómo van las producciones cada año, sino que “llenan su parrilla” en MiradasDoc Market. “Somos referencia para cubrir programaciones anuales”; la afirmación de David Baute, director adjunto del Festival y responsable del área de Mercado, es corroborada por la experiencia, de Maribel Elías, de Canal Extremadura. Elías dijo que en MiradasDoc Market su cadena cubre la programación anual, con la ventaja de que “está garantizada la calidad de lo que vas a ver”. Mientras en el ámbito de las ayudas oficiales se cierran todas las oportunidades para la cultura en Canarias, MiradasDoc Market ofrece a los documentalistas de las Islas “el único espacio donde van a encontrar financiación para sus producciones”, aseguró David Baute.